Menú Cerrar

3 de mayo de 1973: aparecen murales en los edificios de la USAC

Murales pintados en los edificios recién construidos de la Facultad de Ciencias Jurídicas y Sociales en el Campus Central de la Universidad de San Carlos en 1973. Se observa al fondo el mural de la sangre que trajo el Movimiento de Liberación Nacional al país. Imagen tomada de «Rutas del Conceptualismo en Guatemala (1954-2011)«.

En la década de 1970 se iniciaron las fricciones entre los grupos de estudiantes en la Universidad de San Carlos de Guatemala, ya que mientras unos adoptaron la visión comunista, otros pertenecían a organizaciones pro-militares. En este marco de división estudiantil los artistas Marco Antonio Flores, Arnoldo Ramírez Amaya y Edgar Palma Lau, secretario general de la Asociación de Estudiantes Universitarios (AEU), decidieron aprovechar los nuevos edificios que se estaban construyendo en el Campus Central de la Universidad para las facultades de Humanidades, Ciencias Económicas y Ciencias Jurídicas y Sociales para hacer murales panfletarios e irreverentes. Empezaron en 1972, y entre los artistas había grupos de estudiantes de la Facultad de Humanidades, de la Escuelas de Artes Plásticas, de la Facultad de Arquitectura, y un grupo de drogadictos, ya que en esa época estaba en auge la distribución de estupefacientes en el Campus Central en la zona 12 de la ciudad de Guatemala.1

Aquellos fueron los murales originales en la Universidad; he aquí algunas fotografías de cómo eran, y de cómo quedaron descuidados los que no han desaparecido con el paso del tiempo:

  • El muro profético: este mural tiene una parodia del escudo de la Universidad de San Carlos y dice» «estudiante: sospecho que te vas a graduar de EXPLOTADOR!«2
El muro profético, al que acostumbraban a llevar a los estudiantes de primer ingreso durante el tradicional bautizo de principio de año. Imagen tomada de «Rescate de murales, Facultad de Ciencias Jurídicas y Sociales«.
  • El verdadero lema de la Universidad: los muralistas modificaron el lema de la Universidad, que dice «Id y enseñad a todos«, por el de: «Id y aprender de todos» y remataban lo que le iba a suceder al estudiante usando el logotipo de una reconocida marca estadounidense de refrescos.1
Mural con el «verdadero» lema de la Universidad. Una crítica a la injerencia extranjera en Guatemala y a los verdaderos propósitos de la universidad en 1973. Imagen tomada de «Rutas del conceptualismo en Guatemala (1954-2011)«.
  • El gorila: en este mural dibujaron a un gorila con uniforme militar y con un lema que decía: «los gorilas al zoológico, los hombres al poder«, en alusión directa a los gobiernos militares que estaban gobenando a Guatemala desde 1954.1
Mural descuidados tras tres décadas de abandono en el que había un gorila con uniforme militar, en alusión a los gobiernos militares que gobernaban desde 1954. Imagen tomada de «Rescate de Murales, Facultad de Ciencias Jurídicas y Sociales«.
  • «Otto está vivo, Rogelia está viva, vos estás muerto«, en alusión a las muertes violentas de los guerrilleros comunistas Otto René Castillo y de Rogelia Cruz y a la falta de acción de los estudiantes en contra de los gobiernos militares.1
Mural que aludía a las muertes de los guerrilleros Otto René Castillo y Rogelia Cruz, y a la inacción de los estudiantes universitarios. Imagen tomada de «Rutas del conceptualismo en Guatemala (1954-2011)«.
  • El retrato de la ex-Miss Guatemala y combatiente guerrillera Rogelia Cruz, que había sido asesinada en 1968, y que tenía un mensaje claro y contundente, «Mujer: En nuestra lucha falta el fusil«. Este mensaje se refería no solamente a la muerte de Cruz, sino al debilitamiento del clandestino Partido Guatemalteco del Trabajo, que había sufrido un golpe brutal el 26 de septiembre de 1972. Ese día, mientras el Comité Central estaba conmemorando el 23er. aniversario de su fundación, fueron aprehendidos los dirigentes Bernardo Alvarado Monzón, Secretario General del Partido, y los dirigentes Hugo Barrios Klee, Mario Silva Jonama, Carlos Alvarado Jerez, Carlos René Valle y Valle, Miguel Ángel Hernández y Fantina Rodríguez. 1
Mural en los edificios de la Universidad de San Carlos, con la efigie de la ex-Miss Guatemala y combatiente guerrillera Rogelia Cruz tal y como estaba en 2006. Imagen tomada de «Rescate de murales Facultad de Ciencias Jurídicas y Sociales«.

Los murales generaron polémica entre los universitarios. Por un lado, entre quienes rechazaron la acción estuvo el rector Rafael Cuevas del Cid, el escritor Manuel José Arce y el secretario generla de la Asociación de Estudiantes de Humanidades, Francisco Mencos, quienes restaron importancia a los murales aduciendo que eran simplemente una muestra del resentimiento del equipo de la revista Alero, por haber perdido la Asociación de Estudiantes Universitarios. Por su parte, los de Alero enfatizaron que la importancia de los murales estaba en la carga ideológica de los dibujos, que pretendían servir como un sistema de comunicación colectiva y formación política.1

Tras un enfrentamiento con policías la polémica llegó a la prensa, que trató de restarle importancia al asunto. Por ejemplo, el 3 de mayo de 1973, el periódico «El Imparcial» publicó una nota con el titular «Pintarrajearon la USAC» minimizando completamente la importancia de los murales.1

Con el paso de los años, algunos de los murales fueron borrados, mientras que la violencia contra los dirigentes universitarios hizo que los murales que sobrevivieron quedaran descuidados y olvidados hasta que algunos de ellos fueron rescatados en 2007.


BIBLIOGRAFIA:

  1. Vásquez Medeles, Juan Carlos (2012). El olvido en la memoria de Rogelia Cruz. En Tzintzun. (56) Morelia. ISSN 0188-2872.
  2. Véliz, María Victoria (2019). Rutas del conceptualismo en Guatemala (1954-2011). 79 (1). Escena: Revista de las Artes. ISSN 2215-4906. pp. 75-98.

Subir